x


Era su cuñada la mujer que había interrumpido su placentero sueño para bajarle la ropa interior y meterse a la boca su polla. Así era ella cada vez que llegaba ebria a su casa luego de una fiesta, claro que siempre verificaba que su hermana y esposa del cabrón, no estuviera porque solía viajar mucho por su trabajo. Qué gran suerte la de este cabrón, tener a una cuñada tan puta que cuando llegaba borracha se tragaba su semen.

Comentar el video